Lambrusco ¿Qué es y de donde sale este vino?

Casi todos hemos oído hablar alguna vez del vino lambrusco, y es que este vino italiano, famoso en todo el mundo, es el acompañante ideal de pastas, ensaladas y carnes ya que su sabor dulzón y afrutado y su ligereza casan a la perfección prácticamente con cualquier plato y en cualquier momento.

El origen de este vino estandarte de la viticultura italiana se remonta a la Antigua Roma, época en la que este vino era muy apreciado. Se utilizaba tanto en comidas como en cenas, y tanto a diario como en ocasiones especiales. Sin embargo, los etruscos ya cultivaban la uva lambrusco por lo que su origen puede ser mucho más remoto. Actualmente, este vino se utiliza sobre todo como acompañante en comidas ligeras, como ensaladas, ensalada de pasta o para comidas más contundentes y con claras reminiscencias italianas, como pasta o risotto, aunque también es un vino ideal para tomar solo.

lambrusco

Sin embargo, pese a que es un vino representativo de la viticultura italiana, no solo en este país se produce este vino. En Australia, se comercializa una bebida con muy baja graduación alcohólica (en torno a un 10%) bajo el nombre de lambrusco. Es un vino de baja calidad. En Argentina hay varias hectáreas dedicadas a la plantación y cultivo de la uva lambrusco maestri y en menor medida con la uva lambrusco grasparossa de castelvetro.

Dentro de las más de 60 variedades de lambrusco que existen, las versiones que más triunfan del vino lambrusco son las frizzantes y espumosas, que son también, las más conocidas, distinguidas por sus inconfundibles burbujas. El popular lambrusco rosado es de los lambruscos preferidos a la hora de acompañar las cenas (y noches) de los más jóvenes amantes del vino. El sabor ligero, suave y fresco del vino lambrusco rosado hace de él una opción ideal en cualquier ocasión.

El lambrusco rosado sin duda es el más conocido por todos, sin embargo, el lambrusco tinto y el lambrusco blanco ganan cada vez más adeptos dentro de los partidarios del vino lambrusco.

lambrusco

El lambrusco tinto tiene un sabor más intenso que el lambrusco rosado. Es un vino más intenso y menos delicado, pensado especialmente para acompañar primeros platos y cenas más robustas. El lambrusco tinto combina especialmente bien con carnes asadas, embutidos y quesos.

El lambrusco blanco, por el contrario, es más ligero y con un sabor más ácido que el lambrusco rosado. Marida especialmente bien con pescados, carnes de aves y ensaladas.

Sin embargo, aunque el maridaje de los vinos y de los alimentos no siempre es tarea sencilla, siempre debemos anteponer nuestros gustos personales a las reglas culinarias ya escritas, ya que en vinos está casi todo permitido.

Este vino se caracteriza por su sabor dulzón y su bajo precio, sin embargo, este vino italiano no goza de buena fama dentro de la crítica profesional vinícola. Muchos justifican sus críticas atacando al vino lambrusco por su bajo precio, ya que dicen que no puede haber un vino bueno por un precio tan bajo (recordemos que el vino lambrusco es un vino que se puede encontrar en cualquier supermercado por un precio que ronda los 2 euros), lo que hace que muchos injustamente desprecien a este vino. Otros dicen que el vino lambrusco es más similar a una sangría que a cualquier otro vino. También lo que para muchos es un plus para otros es un aspecto negativo, y es que su sabor dulzón es también objeto de muchas críticas, sin embargo, muchas veces lo que opina el paladar del crítico se aleja de lo que opina el paladar del consumidor, y este vino joven y fresco que tan poco gusta a expertos y sommeliers es todo un superventas a nivel mundial que triunfa especialmente entre los más jóvenes ya que muchos rellenan su primera copa de vino con lambrusco, y es que su ligereza, su dulzura y su moderada graduación hace del lambrusco un vino agradable del que apetece disfrutar sin excusa.

copa de vino

El vino lambrusco es originario de Italia, donde tiene su propio monumento, ya que los vecinos de la región italiana de Módena pueden disfrutar desde el año 2006 de un enorme racimo de uvas de más de 12 metros de altura en honor a este famoso vino. Este vino debe su nombre a la uva lambrusco o uva lambrusca, una uva originaria de la región italiana de Emilia y de Lombardía. Las variedades de uva lambrusco más utilizadas para elaborar el vino con el mismo nombre son la uva Lambrusco Grasparossa, Lambrusco Maestri, Lambrusco Marani, Lambrusco Montericco, Lambrusco Salamino y Lambrusco Sorbara siendo sin duda la uva Lambrusco Salamino la más utilizada.

Cabe destacar que la uva lambrusco no es una uva especialmente dulce, sin embargo, el vino adquiere ese sabor dulce tan característico a través de una fermentación parcial o a través de una concentración de mosto que se le añade a posteriori.

Pese a que es un vino denostado y tildado de ser un vino de poca calidad debido principalmente a su bajo precio, el vino lambrusco también cuenta, dentro de las más de 60 variedades que existen, con una gama de lambruscos “delicatesen” que gozan de gran fama y popularidad no solo dentro de Italia.

Estos vinos, (que no se pueden tildar de ninguna forma de vinos baratos, ya que algunos rondan los 18 euros) ayudan a mitigar en gran parte la fama de vino proletario y simple que tiene el lambrusco.

El Lambrusco di Sorbara rosso di Módena es uno de los vinos lambruscos rosados más apreciados. Rompe con la idea tradicional de que vino lambrusco y calidad no pueden ir en la misma frase.

vino

Este vino con denominazione di origine controllata (DOC) tiene su producción total en la provincia de Módena. Se produce con la uva lambrusco di Sobara y en menor parte con la variedad Salamino. Este apreciado vino lambrusco posee un color rubí pálido, un aroma frutal y dulce, con notas florales y frutales.

El Lambrusco Salamino di Santa Croce es erigido con las mismas uvas que llevan su nombre. El origen de este vino es en Carpi, en la provincia de Módena. Su color rubí intenso con bordes violáceos y su sabor intenso y afrutado con toques de cereza negra y ciruela convierten a este espectacular lambrusco en el acompañante ideal de carnes y asados.

El Lambrusco Vecchia Modena es un vino hecho a partir de uva sobara. Es ligero y fresco, con un sabor afrutado. Este vino es el ideal acompañante de pasta como tortellini o raviolis, pero también de carnes de aves.

El Lambrusco Grasparossa Castelvetro es un vino con denominazione di origine controllata (DOC) se cultiva en las colinas de Castelvetro.

vino

Caracterizado por su intenso sabor y su llamativo color rubí, este apreciado lambrusco es un vino apto para acompañar cualquier tipo de alimento, pero principalmente este apreciado lambrusco combina a la perfección a la hora de acompañar postres, tartas o dulces.

Como podéis ver, lambrusco y calidad combinan a la perfección en la misma frase, y el ejemplo más claro de ello son estos maravillosos vinos tan apreciados que huyen del mito que tan injustamente se le ha atribuido que es un vino barato y sin calidad.

Este vino no es de los mejores vinos que podemos encontrar, de hecho, tiene detractores y al mismo tiempo seguidores, y aunque es un vino barato, normalmente al que le gusta este vino, le gusta de verdad.

El vino ha demostrado ser un excelente aliado a la hora de cocinar (en recetas de cocina como las de este blog), también ha demostrado ser bueno para la salud, en su justa medida claro, un gran aliado como acompañamiento de una buena cena o también una excelente opción para regalar, si a alguien le gusta el vino, un par de botellas de un vino bueno, nunca están de mas.